Comisión de Salud del Senado aprueba proyecto que fija rentabilidad en insumos y prestaciones por Coronavirus

Por cuatro votos a favor y una abstención, la Comisión de Salud del Senado aprobó -este martes- el proyecto de ley que fija en un 10% el máximo de rentabilidad que se puede obtener por estos productos y otras prestaciones relacionadas con la pandemia.

Los senadores Carolina Goic –presidenta de la instancia-, Rabindranath Quinteros, Guido Girardi y Francisco Chahuán, estuvieron a favor de aprobar la iniciativa. “No puede querer obtener un lucro abusivo con una pandemia”, afirmó Girardi y Chahuán afirmó que “Lo que hoy puede parecer sobrerreacción, mañana tendrá plena justificación”.

Mientras que Jaqueline van Rysselberghe se abstuvo argumentando que “el remedio puede ser peor que la enfermedad. No creo en la fijación de precios” y puso en duda “su admisibilidad”.

Ahora pasa a la Sala del Senado el proyecto de ley que establece que ante una pandemia o una situación crítica del país -que puede provocar una crisis social como vive China, Italia, España, Francia- los prestadores de salud no podrán cobrar más de un 10% por sobre el precio de lista -una utilidad significativa en muchos negocios- para las prestaciones establecidos en el arancel Fonasa.

La iniciativa también establece como ilegal o no escrita cualquier cláusula de la póliza de un seguro complementario o contrato de salud que permita no cumplir con las coberturas contratadas. Y cualquier otro examen o prestación no arancelada deberá ser cubierta al costo real de la prestación.

Al respecto el senador Girardi pidió al gobierno “urgencia” para la iniciativa que permitirá que “un examen, por ejemplo, que vale 15 mil pesos no podría costar más de $16.500 y no %120 mil como cobran hoy día, o 10 mil pesos por una botella de alcohol gel. Esos hechos tenemos que impedir, al menos durante el período excepcional de la pandemia”.

Asimismo el senador agregó que el proyecto recién aprobado “obliga a los seguros complementarios a cumplir con el contrato pactado y no argüir razones de fuerza mayor. Las personas no son cosas, no son autos, y es justamente para momentos difíciles, como este, es que pagaron por el seguro”.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp

Enviar Comentario