Parque Ruka Lawen del Hospital de Peñablanca realiza atenciones presenciales y virtuales a usuarios en tiempos de pandemia

Muchos usuarios y usuarias en plena etapa de pandemia, han experimentado más necesidades de atención de la medicina ancestral mapuche, ya sea para dolencias físicas como para atenciones de salud mental.

Una visita al Parque Ruka Lawen realizó el Director SSVQ, Alfredo Molina Naves, para interiorizarse del modelo de atención intercultural que se desarrolla en el Parque Ruka Lawen, desde hace varios años a través del Programa PESPI del Ministerio de Salud. Fue recibido por la Coordinadora del Parque Orietta Curihuentro y su equipo, junto a la Encargada del Programa PESPI SSVQ, Lilian Verdugo, así como el Director del Hospital de Peñablanca, Cristian Gálvez, quienes explicaron los detalles de cada una de las prestaciones que allí se desarrollan.

El Director se mostró muy interesado en el modelo de atención intercultural y le pidió a la Asociación seguir trabajando juntos en la generación de proyectos de atención de salud con la comunidad, tanto con recursos de la cartera de salud como también de gestión con el intersector. Según explica Lilian Verdugo: “ El modelo de atención intercultural de la Ruka Parque Lawen del Hospital de Peñablanca se inserta en los objetivos del Programa Especial de Salud y Pueblos Indígenas el cual busca contribuir a la disminución de brechas de inequidad en la situación de salud de los pueblos indígenas, a través de la generación de estrategias de coordinación, planes de salud con enfoque de derechos, acciones sanitarias basados en perfiles epidemiológicos específicos y promoción de un modelo de salud intercultural”.

Así también Orietta Curihuentro explica que en el Parque Ruka Lawen son atendidas personas y familiares que desean acceder a una atención de salud complementaria a la tradicional. Son atendidas personas tanto de pueblos originarios y quienes no pertenezcan a ningún pueblo. Las horas de atención se piden por teléfono o directamente en la ruka Lawen, también accediendo por demanda espontánea, agendándose hora y día de atención.

Atención de machi

Entre estas prestaciones con gran aceptación por parte de la comunidad está la atención de machi, una prestación de salud mapuche complementaria que reciben personas y familias que refieren dolencias de salud, tanto espirituales como físicas. Si bien la atención de machi en la ruka Lawen se detuvo en marzo 2020 por la pandemia, ésta se retomó en septiembre. Las personas acceden a esta atención por demanda espontánea y dura aproximadamente unos 40 minutos. Las personas que asisten refieren diferentes tipos de malestares, tales como estrés, problemas estomacales, dolores de cabeza, problemas espirituales en general, con más de 124 atenciones de salud.

Atención de lawentuchefe

Así también se destacó el trabajo que ha desarrollado la lawentuchefe (persona del pueblo mapuche que conoce las propiedades curativas de las distintas hierbas medicinales (lawen) y sus características sanadoras aplicadas a las personas. Dicho conocimiento lo aplica para ayudar a restituir la salud de las personas afectadas de dolencias y males) durante este año y el acompañamiento de las personas, quien ha cumplido un importante rol a través de consultas virtuales y presenciales de salud mental, ella explica que las principales dolencias físicas y mentales que le ha tocado asistir se relacionan con problemas para dormir, estrés, depresión, ansiedad, y dolor de huesos, de piernas. A la fecha durante este año se han realizado más de 200 atenciones bajo esta modalidad a contar del mes de junio.

Así también el trabajo con la lawentuchefe se ha desarrollado en el tratamiento curativo de heridas particularmente en el manejo de úlceras venosas y úlceras por presión, las que son realizadas por la referente validada por la Asociación Indígena Witrapuran y Ruka Lawen de Hospital de Peñablanca.

Proyecto Vivero

Otro de los proyectos que está en plena ejecución y que ha sido financiado por el Fondo de Protección Ambiental consistió en la construcción participativa de un invernadero, junto con la comunidad y los jóvenes de la Fundación Minga, expertos en construcción sustentable. El proyecto busca a largo plazo generar dos áreas de producción: una para el cultivo de hierbas medicinales y la otra para el cultivo de plantas tintóreas para el trabajo en telar.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp

Enviar Comentario

Este sitio web utiliza cookies para asegurar la mejor experiencia de sus usuarios.