Valparaíso

13°C
Overcast clouds
Primera charla de la Red Carbono Neutral UMAG

Primera charla de la Red Carbono Neutral UMAG

Como resultado del trabajo sistemático de los últimos años a través de la Unidad de Sustentabilidad Ambiental y los compromisos institucionales adquiridos en materia medioambiental, sobre todo, después de firmar la declaración de emergencia climática a nivel mundial, la Universidad de Magallanes, impulsó la conformación de la Red Carbono Neutral UMAG, instancia compuesta por diferentes integrantes de la comunidad universitaria que apuestan por aportar y contribuir a lograr la tarea de alcanzar, desde la casa de estudios, la meta de Carbono Neutralidad al 2040-2050.

En ese propósito y entre las diversas acciones planificadas, esta semana, la Red, dio el vamos a la primera charla de difusión acerca de este tema, la que entregó un contexto general sobre la estrategia que se plantea nuestro país y el escenario que rodea este desafío con miras a las próximas décadas. Por ello, la exposición estuvo a cargo del ingeniero Juan Carlos Paredes Agüero, profesional de la seremi de Energía y además, profesor de pre y postgrado del plantel regional, quien posee una amplia experiencia en el sector de la industria y la energía.

Su presentación se tituló “Chile hacia la Carbono Neutralidad” y en ella abordó los compromisos del país en materia de acciones y líneas de trabajo públicas y privadas en pos de transitar hacia la carbono neutralidad, haciendo referencia y entregando prospecciones respecto al contexto, la meta propiamente tal, un análisis del sector eléctrico y los retos más próximos en cuanto a energías verdes y otros aspectos del escenario de referencia que se está trabajando en la estrategia como lo es la electromovilidad, el retiro de centrales a carbón, mantener la captura de bosques, el hidrógeno y la eficiencia energética, entre otros.

Algunas de sus conclusiones dicen relación con que Chile cuenta con un gran potencial para generar energías a partir de fuentes renovables y para captura emisiones gracias a un sector forestal robusto, lo que le permite un auspicioso balance económico para alcanzar la carbono neutralidad al año 2050. A ello se suma, además, que aunque las medidas exigen inversiones relevantes, los retornos sociales y privados son positivos lo que facilita sostener el liderazgo mostrado en la lucha contra el cambio climático.

Entre sus reflexiones finales, en tanto, resaltó el tema de la eficiencia energética y cuán importante es en el cambio cultural que deben hacer las y los ciudadanos para aportar en este tránsito hacia las cero emisiones de CO2. “La experiencia nos ha dicho que podemos llegar a generar más del 20% o 25% de ahorro energético, solamente si somos capaces de generar una penetración profunda en el modelo educativo y cultural de cómo consumimos energía, en ese sentido, la eficiencia energética y la educación pasan a ser elementos protagonistas en esta estrategia de carbono neutralidad y en eso tenemos que trabajar todos”, sostuvo.