Valparaíso

10°C
Scattered clouds
Paciente oncológica del Van Buren que fue dada de alta comparte taller de manualidades con otras personas que sufren dicha patología

Paciente oncológica del Van Buren que fue dada de alta comparte taller de manualidades con otras personas que sufren dicha patología

La usuaria señaló que su inspiración es una forma de retribuir la atención recibida por el centro asistencial, al mismo tiempo, desde el hospital señalaron que es una manera de reforzar el vínculo con la comunidad.

Confeccionar, a través de manualidades, muñequitas que “quitan las penas”, es el objetivo de un taller que se encuentra desarrollando Gisela Lemus, vecina de Villa Alemana y ex paciente de Oncología del Hospital Carlos van Buren que fue dada de alta, con pacientes oncológicas que también son atendidas en el centro porteño, iniciativa que es parte de los esfuerzos por robustecer los vínculos entre el centro asistencial porteño y su comunidad.

La enfermera supervisora de Oncología del Hospital Carlos van Buren, Cindy Arancibia, explicó que “la Subdirección de Gestión del Cuidado, mediante el equipo de enfermería de Oncología, en sus intentos de establecer y mantener el vínculo con la comunidad, llegó a la ex paciente y docente, Gisela Lemus, evidenciando el interés en incorporar sus talleres y compartirlos con mas pacientes en tratamiento de quimioterapia, como mecanismo de comunicación continua, valoración del estado de animo de nuestras pacientes de una forma didáctica, no invasiva que permita relajar, comprender y animar el proceso por el cual están pasando”.

La profesional indicó que “para nosotros como equipo de enfermería, es fundamental lograr llegar de una manera amable a nuestros pacientes y justamente sacarlos del estrés del tratamiento, propusimos que estos talleres se realicen en horarios que no coincidan con su tratamiento y cumplan con el objetivo de esparcimiento tan necesario como la misma terapia.”

 

Taller Alma

En ese contexto, sumando las dificultades provocadas por la pandemia, la profesora de inglés Gisela Lemus, vecina de Villa Alemana que fue dada de alta el 2021, luego de superar su cáncer de mamas en el Hospital Carlos van Buren, quiso compartir su experiencia profesional, a modo de retribución, con otras pacientes oncológicas del centro asistencial, a través de la realización de un taller de manualidades, basado en el libro álbum del diseñador gráfico inglés, Anthony Browne, “Ramón Preguntón”,  historia en la que el niño protagonista “Ramón”, manifestaba preocupaciones por diversos motivos hasta que su abuela le dio la solución, le propuso que confeccionara pequeños muñecos “quitapesares”, a quienes podría contarles sus problemas para que se los llevaran.

La vecina de Villa Alemana y ex paciente del Hospital van Buren, Gisela Lemus, expresó que “yo soy profesora de inglés y este taller Alma, primero lo hice con los alumnos, luego con adultos mayores, ahora estamos trabajando con personas en situación hospitalaria y creo que ha sido hermoso”.

Con respecto a su propia experiencia como paciente, Gisela Lemus contó que “cuando yo llegaba los primeros días se me apretaba la guatita de temor, pero con el pasar del tiempo, fui conociendo personas muy lindas y a veces hay que retribuir también”.

En cuanto al taller, la docente comento que “estamos trabajando con un libro álbum que se llama Ramón Preocupón, y su abuelita le dice “tienes que hacer muñequitas quitapesares” para que te quiten tu pena y eso es lo que estamos haciendo, este es el primero. Son manualidades que estamos recortando, no pedimos muchas cosas, todo es sencillo, la sencillez es lo más lindo”.

 

Vinculación con la comunidad

La enfermera supervisora de Oncología, Cindy, Arancibia, destacó que la actividad forma parte de los esfuerzos de los equipos oncológicos del van Buren por establecer que el hospital porteño es mucho más que una institución donde se brindan tratamientos clínicos, en ese sentido, la profesional sostuvo que “el objetivo principal nuestro es unir enfermería con la comunidad, para que los pacientes sepan que el hospital no solamente va a estar para brindar tratamiento, sino también para escucharlos y que nos conozcan como seres humanos, como personas”.

Además, la funcionaria contó que “al vivir personalmente la experiencia del taller pude corroborar que es una instancia hermosa, que permite establecer confianzas, conocimiento e ideas para compartir o generar desde el mismo paciente. Ha significado un crecimiento como profesional que yo creo que todo el Equipo debe vivir y profundizar para el logro de la atención integral que profesamos”.