Valparaíso

10°C
Overcast clouds
  • Homepage
  • >
  • Opinión
  • >
  • La flexibilidad y las interacciones humanas: la columna vertebral del nuevo modelo de trabajo híbrido. Por Marina Yabor, directora de Talento para Kimberly-Clark Latinoamérica

La flexibilidad y las interacciones humanas: la columna vertebral del nuevo modelo de trabajo híbrido. Por Marina Yabor, directora de Talento para Kimberly-Clark Latinoamérica

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en pinterest
Compartir en email

Los seres humanos somos sociales por naturaleza. Hoy, a pesar de la velocidad vertiginosa de la digitalización y el teletrabajo, todavía existe esa necesidad primordial de crear comunidad, porque la interacción cara a cara está en el centro de nuestro bienestar, y no es ningún secreto que el intercambio puramente virtual no puede reemplazar la experiencia de integrarse presencialmente en equipo.

La cultura empresarial y las conexiones humanas son clave para que una organización prospere. Si bien logramos trabajar bien a distancia y seguir bien conectados, las ocasiones de trabajar en persona potencian nuestras habilidades generando espacios para estar más enfocados en las tareas a desarrollar y fomentar, entre otras cosas, la creatividad.

Estos dos años han sido tiempos desafiantes, tanto para las organizaciones como para cada persona. Los colaboradores han demostrado resiliencia frente a los cambios de hábitos y las empresas han considerado mucho más las necesidades individuales, con el fin de promover espacios flexibles que impulsen el desempeño, el rendimiento y la innovación.

En Kimberly-Clark ya veníamos practicando la flexibilidad y eso nos ayudó a que nos adaptáramos de manera muy rápida y sencilla al modelo del “home office” y nos facilitará continuar en esta nueva fase con nuestro modelo de trabajo híbrido.

Hoy, la vida laboral es una página en blanco lista para capturar el potencial de este modelo flexible, permitiendo entender su capacidad de maximizar la productividad y a su vez de acoger la naturaleza humana colectiva, haciendo de la empatía una experiencia de aprendizaje y de la interacción una posibilidad de progreso constante.

La presencialidad aún tendrá grandes retos, pero también grandes enseñanzas y oportunidades. El modelo nunca volverá a ser el mismo y por eso se vuelve imperativo encaminarse hacia las nuevas necesidades de los colaboradores y del mundo, pues éste cambió y el trabajo presencial debe hacerlo de forma paralela.

 

Síguenos

NEWSLETTER

Registrate en nuestro boletin y recibe nuestra ultimas noticias y material exclusivo.

Sitio web propiedad de G5 Comunicaciones

Todos los derechos reservados 2021.

Diseño y Desarrollo: Web Developer

secciones
links