Buscar
Movilh denuncia uso de ofensas homofóbicas en el Ejército para «torturar soldados»

Movilh denuncia uso de ofensas homofóbicas en el Ejército para «torturar soldados»

Luego de conocerse que un conscripto falleció durante un ejercicio militar tras ser tratado de “maricón” y “cobarde” por un coronel, el Movilh instó al Ejército a adoptar medidas para erradicar “las ofensas homofóbicas que hoy se usan para denigrar o torturar soldados”.

El Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) expresó hoy su solidaridad con los seres queridos del conscripto Franco Vargas (19), quien murió el pasado 27 de abril durante un ejercicio militar, además de rechazar “la permanencia de acciones o discursos homofóbicos al interior del Ejército que son usados como mecanismo de tortura”.

La reacción del Movilh tuvo lugar luego de que el abogado Sebastián Andrade, quien representa a Rommuy Vargas, la madre del conscripto; diera a conocer algunos antecedentes del fallecimiento, teniendo como fuente a otros uniformados.

Andrade precisó que la marcha de instrucción se realizó en la mañana del 27 de abril con -15° y con los soldados vistiendo ropas delgadas, sin una primera capa.

“Antes de iniciar Franco le dice al coronel [el instructor militar] yo no me siento en condiciones, no creo que lo vaya a lograr y el coronel hace caso omiso. Salen a caminar, Franco se desvanece, se desmaya. El coronel repetidamente lo humilla, esto por testimonios de otros conscriptos, lo trata de cobarde, lo trata de maricón, lo trata de que ese no es un soldado y que no pueden tener a personas así”, dijo el abogado a Chilevisión.

El encargado de DDHH del Movilh, Ramón Gómez, sostuvo que “este relato nos indigna especialmente, pues da clara cuenta de que coroneles o instructores militares utilizan conocidas ofensas homofóbicas, como lo es el vocablo maricón, para denigrar, denostar y hasta torturar a uniformados. Todo tipo de tortura u humillación es deleznable, pero los discursos de odio que acompañan estas horrorosas prácticas incrementan la gravedad de los abusos”.

“Las instrucciones que utilizan ofensas homofóbicas envían una señal de terror y amenaza a todos/as los/as uniformados/as LGBTIQ+, además de promover entre uniformados heterosexuales el odio o el desprecio hacia la diversidad sexual y de género, lo cual es gravísimo e ilegal a la luz de la Ley Zamudio”, añadió.

El Movilh puntualizó que “la homo/transfobia no daña solo a quienes son LGBTIQ+. Daña toda persona que es identificada o tratada como tal como el único fin de torturar o denigrar. Exigimos al Ejercito que en sus investigaciones en torno a este caso también sancione las ofensas homofóbicas o discursos de odio y adopte medidas para prevenirlas y erradicarlas. Esperamos que el Ministerio de Defensa recuerde a las Fuerzas Armada, de Orden y de Seguridad que la discriminación es ilegal y que el uso o promoción de los discursos de odio debe ser erradicado, jamás tolerado”

noticias relacionadas

Juzgado de Garantía de Los Vilos decreta la prisión preventiva de imputado por parricidio
Estudio USS: “Permisología” costó a Chile casi US$2 mil millones el 2023
SEC lanza “WhatsApp” institucional para recoger reclamos y denuncias de la ciudadanía
Ministra del Medio Ambiente se reúne con mujeres para promover valorización textil y economía circular en Curicó

Súmate a nuestra multiplataforma con las señales en vivo