Valparaíso

12°C
Overcast clouds
  • Homepage
  • >
  • Educación
  • >
  • Estudio UTalca: Mujeres son las más afectadas por accidentes de trayecto

Estudio UTalca: Mujeres son las más afectadas por accidentes de trayecto

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email

Académicos de la Universidad de Talca realizaron una investigación que analizó de forma cuantitativa y cualitativa los accidentes laborales de trayecto con una perspectiva de género.

· Entre los 30 y 59 años las trabajadoras registran más accidentes laborales de trayecto (AT) que sus pares varones de ese mismo segmento etario.

· Factores culturales, exigencias familiares, no tener un dormir adecuado o reparador y el estrés por cumplir con horarios laborales estrictos, incidirían en estos resultados.

Una participación significativamente mayor de trabajadoras mujeres respecto de sus pares hombres en accidentes laborales de trayecto (AT), registró un estudio realizado por académicos de la Facultad de Psicología de la Universidad de Talca, que contó con el apoyo de la Fundación Científica y Tecnológica de la Asociación Chilena de Seguridad (ACHS) y la Superintendencia de Seguridad Social.

La investigación conducida por el académico Emilio Moyano, junto a los profesores Héctor Vargas y Doris Méndez, sostiene que tanto en la Región Metropolitana como en el Maule, son las trabajadoras entre 30 y 59 años quienes registran un porcentaje mayor de accidentes de trayecto en relación a sus pares varones. “A esa edad se observa más accidentalidad y esto se debe a una multiplicidad de factores. No hay solo una causa que incida en este porcentaje, pero podemos mencionar por ejemplo, en el caso de las mujeres, las exigencias familiares que se generan durante esta época de la vida”, sostuvo el profesor Moyano.

El especialista indicó que el estudio de metodología mixta –cuanti y cualitativa- tuvo una duración de 24 meses, y en él se analizaron bases de datos de más de 80 mil registros de accidentes a nivel nacional, lo que fue complementado por un análisis de literatura internacional acerca de la accidentalidad de trayecto, más la realización de focus groups con trabajadores hombres y mujeres, accidentados y no accidentados.

En estos focus groups se relevó el rol del género y particularmente la multifuncionalidad de las labores de las mujeres, como potenciales causas explicativas de su creciente participación en este tipo de accidentes. “Ellas están en plena etapa productiva en todos los planos, y una gran mayoría realizan multitareas tanto en materia laboral como familiar, lo que genera una recarga y estrés. Esto incluye llegar a tiempo y rendir bien en el trabajo fuera de casa, pero también la responsabilidad principal del cuidado de los hijos, de familiares eventualmente enfermos, de los adultos mayores, y los quehaceres del hogar en general, que, como se constata, es inequitativo respecto de los hombres”, planteó el académico.

Delictualidad como factor

Una diferencia clara que se marca entre los AT de Santiago y Talca se refiere a la violencia o riesgo de asaltos u otros actos criminales. “En Santiago hay más accidentes de trayecto provocados por actos delictuales que afectan más a las mujeres, pero que también sufren los hombres. Santiago es una ciudad con una tasa de criminalidad mayor que la de Talca y estas situaciones se producen muchas veces cuando van en tránsito desde el lugar de trabajo a sus casas, por ejemplo en otoño e invierno, cuando se oscurece más temprano”, afirmó.

El académico precisó que a estos factores se suman otros aspectos individuales, laborales y ambientales, tales como condiciones de salud, factores de personalidad y exigencias de cumplimiento horario, (co)responsabilidades de hogar, inseguridad laboral, percepción de bajo apoyo, estación del año, dirección y hora del trayecto, tipo de locomoción, y estados y circunstancias de las vías.

Grupos etarios

El estudio reveló además que entre los 18 y 49 años es donde se concentra casi el 80% de los accidentes laborales de trayecto en ambos sexos, y que bajo los 30 años no existen diferencias significativas entre los AT de hombres y mujeres. Mientras entre los 70 y 80 años son los hombres quienes superan la participación de mujeres en este tipo de accidentes laborales.

Así también se observó que hay una mayor probabilidad a sufrir AT en el transporte público que en transporte particular. Junto con esto, se detectó que en Chile la mayoría de los accidentes ocurren en el trayecto hacia el trabajo más que el de regreso a casa, pero la severidad de estos últimos es mayor que aquellos ocurridos desde el hogar al trabajo.

Por otra parte, las comunas que en la Región Metropolitana presentan mayor cantidad de AT son Santiago, Providencia y Maipú (alrededor de un 29%), mientras en la Región del Maule son Talca, Curicó y Linares (alrededor de un 67%).

Estacionalidad

La investigación también muestra que durante las estaciones de menos luz (Otoño/Invierno) se concentran más accidentes que en primavera y verano, e invariablemente con mayor participación de mujeres.

“En cualquier tipo de accidente de trayecto, más allá que en los propiamente laborales, se observa que las condiciones de luz tienen un impacto negativo sobre esta accidentalidad”, puntualizó el académico, quien agregó que condiciones ambientales como la lluvia, neblina y similares entorpecen aún más, ya que se suma a esto ocasionalmente la falta de mantenimiento adecuado de los automóviles –luces, neumáticos y frenos- que se enfrentan con condiciones más complejas como el agua, la humedad, empañamiento de vidrios, además de ciclistas y peatones vestidos con ropas oscuras que les hacen menos visibles, entre otras.

Junto con esto, explicó el investigador de la UTalca, en invierno las personas tienden a estar más aletargadas. “En esta época del año observábamos que se presenta la inercia del sueño, tal vez más que en otras épocas, esto es el período de tiempo desde que la persona despierta hasta que se encuentra plenamente funcionando, plenamente consciente, período que puede durar desde 5 minutos a 4 horas”, argumentó.

Recomendaciones

Por estas razones, el académico señaló que como parte de las recomendaciones realizadas en el estudio, se indica la importancia de realizar campañas de prevención o seguridad de tránsito, que apunten a la seguridad en los trayectos desde y hacia los trabajos, que vayan dirigidas tanto a mujeres como a hombres. “Diferentes actores pueden contribuir a esto; las empresas flexibilizando horarios de llegada si es posible, realizando capacitaciones a su personal en el otoño. Las personas, individualmente acostumbrándose a planificar sus viajes y considerando siempre alguna pérdida de tiempo por imprevistos en el trayecto, entre otros. A esto se suma la posibilidad de generar políticas públicas que apunten a la conciliación entre trabajo y familia, promoviendo la equidad de género o la co-responsabilidad familiar”, manifestó el investigador.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email

señal en vivo

Síguenos

NEWSLETTER

Registrate en nuestro boletin y recibe nuestra ultimas noticias y material exclusivo.

Newsletter

Registrate en nuestro boletin y recibe nuestra ultimas noticias y material exclusivo.

Sitio web propiedad de G5 Comunicaciones

Todos los derechos reservados 2021.

Diseño y Desarrollo: Web Developer

secciones
links